Vilarnaucart

Planimetría: Un concepto fundamental en el acabado del contraencolado

La planimetría, o la planitud del material es un concepto fundamental, porque un material “curvado” dará lugar siempre a problemas, tanto en el proceso posterior de troquelado como en el propio proceso de envasado del cliente. Este aspecto está muy ligado a la humedad del material, y de ahí la importancia de controlarla.

El volteador de pilas es una solución para asegurar una buena planimetría en el acabado final, a la vez que se consigue un apilado automático y por tanto una mejora importante en la productividad. La unidad de apilado y volteo es una opción que se puede instalar después de cualquier máquina contraencoladora. El operario puede elegir el número de hojas que formarán el paquete a voltear, dependiendo del grosor de hoja. La unidad voltea una pila y la entrega a la pila de salida, el siguiente paquete no es volteado y va directamente a la pila. De este modo se consigue una pila perfectamente apilada y lista para  cargarla con la traspaleta directamente a la troqueladora o al alimentador de nuevo para realizar un contraencolado a dos caras.
La unidad de apilado y volteo es una solución ergonómica excelente para el operario, ya que asegura un perfecto acabado y posterior procesado incluso cuando el material no está en condiciones de humedad y planimetría óptimas.

A continuación les mostramos un video de una de nuestras soluciones en volteo y apilado automático, el volteador Compact

Infórmese sobre nuestras soluciones de apilado automático sin compromiso.  Aquí

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos nuestras cookies propias y de terceros con objeto de comprender cómo se utiliza nuestra web y apoyar nuestras campañas de marketing.